Otros Reseñas

Reseña – Bernal y los hijos de la Cordillera

Título: Bernal y los hijos de la Cordillera
Autores: Guy Roger
Editorial: Cultura Ciclista
Primera edición: marzo de 2021

Con la victoria de Egan Bernal en el Tour de Francia 2019 como leitmotiv, el veterano periodista galo Guy Roger realiza una completa panorámica por el pasado, presente y futuro del ciclismo colombiano. «Bernal y los hijos de la Cordillera» refleja de manera muy interesante la idiosincrasia, el contexto y la historia de un ciclismo en imparable auge. Un trabajo periodístico de vieja escuela, yendo a las fuentes para entender cada momento y situación, recuperando la esencia del reportaje. 

El libro se divide en cuatro partes, que a su vez presentan diferentes artículos que alternan entre la entrevista, la crónica y el reportaje. En todo ellos, se da voz en primera persona a las memorias y recuerdos de los protagonistas. En todo momento, la imponente Cordillera, con sus puertos eternos y su dureza orográfica y socioeconómica, marca la evolución de cada uno de los personajes del relato. 

La primera parte indaga en los orígenes y evolución de Egan Bernal. Conoceremos sus primeros años en Zipaquirá y su entorno familiar, con su llegada al mundo de la bicicleta junto al antiguo gregario de Rominger en CLAS, Fabio Rodríguez. Viviremos cómo se va convirtiendo en estrella de la mountain bike, y su posterior llegada a Europa. En Italia, con el veterano Gianni Savio al mando, no dejarán de llegar los hitos deportivos para un corredor que sorprende allá donde va. A partir de ahí, la progresión meteórica que lo llevará al equipo más potente del WorldTour y a celebrar de amarillo en los Campos Elíseos. Una condensada y concienzuda biografía de un ciclista que ha sublimado la historia del deporte colombiano. 

En la segunda parte, el protagonismo pasa a los que «mostraron el camino» a Egan Bernal. La generación inmediatamente anterior, que hizo renacer el «sueño amarillo» y despertar la locura de la afición colombiana: los Nairo Quintana, Rigoberto Urán, Esteban Chaves, Fernando Gaviria o «Supermán» López. 

La tercera parte rinde homenaje a los precursores, a los grandes nombres del pedal colombiano a lo largo de su historia. Orígenes humildes, esfuerzo y pasión por el ciclismo entre trabajos de todo tipo para salir adelante, turismeros (tremendos criteriums de piñón fijo con centenares de contendientes), conflictos armados y carreteras descarmnadas, marcan la vida de deportistas convertidos en símbolos de una pasión. Una galería de estrellas del ciclismo que comienza con pioneros como «Zipa» Forero o Ramón Hoyos, y pasa por figuras como «Cochise» Rodríguez, Alfonso Flórez, Lucho Herrera, Fabio Parra, Oliverio Rincón, «Cacaíto» Rodríguez, «Chepe» González o Santiago Botero. 

En las tres primeras partes ya se logra hacer una descripción notable de todo lo que rodea al ciclismo en el país cafetero, abriendo nuestros ojos a una realidad que condiciona la forma de ser y de competir de los ciclistas de la Cordillera. Sin embargo, la cuarta y última parte alcanza gran interés por asomarse, sin tapujos, a otros condicionantes que han sido decisivos en la construcción del ciclista colombiano. Aquí veremos temas tan importantes y heterogéneos como la pasión de los locutores de radio; el profundo sentimiento religioso; las largas y oscuras manos del narcotráfico, con Pablo Escobar moviendo sus hilos; o las redes del dopaje y su larga sombra sobre el ciclismo nacional. 

Finalmente, el epílogo mirará al futuro, con el desembarco de nuevos jóvenes que garantizan años de gloria, con Sergio Higuita como principal adalid.

No queremos dejar de mencionar el prólogo del cantante Carlos Vives y los anexos, con un cuadernillo central de imágenes históricas, y un breve recorrido por los puertos más icónicos de Colombia seleccionados por el mítico corredor Álvaro Pachón. 

En definitiva, un trabajo muy completo y recomendable que sirve para entender mucho mejor un ciclismo tan de moda pero que a veces queda lejos de nuestra perspectiva europea. Un libro que se puede leer del tirón o como artículos separados (de hecho, la única pega es que en una lectura «de corrido», hay explicaciones o acotaciones que pueden resultar repetitivas). Mención especial a la fantástica traducción de Bernat López, que rezuma conocimiento y buen hacer en el manejo del argot y el vocabulario ciclista.

Escrito por Víctor Díaz Gavito (@VictorGavito)


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *